lunes, abril 30, 2007

Te confieso...










Que hace mucho tiempo que no me confieso. Y con el paso de los anos, mientras mas lo analizo me parece una practica un tanto extrana...

Hoy tengo deseos de confesarme.

No de la manera habitual: de rodillas, con el corazon a cien por hora, lagrimas en los ojos y un bulto en el estomago... no, no, no... Esa practica catolica antigua y presente en nuestros dias nunca me parecio apetecible, aun recuerdo la primera vez que me confese... eramos una fila muy larga de chiquitas vestidas de uniforme en el pasillo de la escuela *de monjas*, tendriamos unos 8 anos y muy pocos pecados. Pero la practica nos requeria confesarnos, y con un cargo de conciencia enoooorme entrabamos una por una con las manos temblorosas temiendo lo peor al confesar que derramamos la sopa, no hicimos la tarea, o que no obedecimos a nuestra madre en algun menester... Todas *sin excepcion* saliamos con los ojos llorosos y con unos cuantos padres nuestros que rezar, los cuales, nos explicaron con antelacion en el curso de Confesiones nivel I, II y III *necesarios antes de ir a confesarse por primera vez*, borrarian todos nuestros pecados y nos llevarian al cielo *directo y sin escalas*.

Conforme pasaron los anos repeti la practica un par de veces... *ironicamente mis pecados fueron siendo de mas gravedad y mi remordimiento de menos alcance... asi como mis confesiones*... Y cada vez que me confesaba me temblaban las manos... nunca entendi porque...

Despues opte por confesarme con la gente que queria y en compania de un capuccino... no buscando un perdon redentor, simplemente buscando empatia y de cuando en cuando una vision alterna a la que yo tenia de mis pecados...

Despues deje de llamarle a mis pecados por su nombre... y los situe en una relidad ateistica realistica (vistos desde un punto de vista muy catolico), o mas bien como experiencias de vida, errores, contiendas conmigo misma... (vistos desde mi punto de vista).

Cada dia que ha pasado en estos 28 anos de mi vida no he dejado de vivirla como yo he querido y confieso que he cometido errores... si, muchos... Pero tambien he cometido aciertos, y la convinacion de estos han dado como resultado lo que tengo ahora... La vida que yo quiero, y me hace feliz...

Me confieso libre
Me confieso tranquila *importantisimo*
Me confieso en paz
Me confieso amada
Me confieso amiga

Me confieso hermana

Me confieso asi.... como yo queria...

Esta confesion mas que un temblor de manos me ha provocado una sonrisa...

Que curioso... tal vez no tenga un lugar directo al cielo... pero algunas veces cuando recuerdo mis "pecados" me da por reir...

Vuelo...

8 comentarios:

eedddieee dijo...

pajarraca
le confieso ke sta confesion ke confeso, tanto como a ud le dio x sonreir muchos an d confesar ke tmb lo icieron
verdad de dios ke si, y el ke no lo confiese,
ke confiese ke sta mintiendo



vuele pero eches e 3 padres nuestros y un ave pajarita

eedddieee dijo...

a feliz dia del morro
y c lo deseo xke no ay dia del pajaro XD


cheers!

http://www.fotolog.com/eddie_lizardi

Eleafar Cananita dijo...

se vale confesarse inconfesable?

cuando me tocaba confesarme con los agustinos (solo paso una vez), me inventaba delitos que no habia cometido. pecadillos.

PD: si. herede la adiccion al te verde. :)

paloma dijo...

Que buen blog!!!
tengo harto por leer
Muchos Saludos :-)

Mauricio dijo...

El papa viene acá en julio.

Rebuenas las fotos, siempre.

Anónimo dijo...

Hoy sentí la necesidad de leerte nuevamente y sentí mi alma reconfortada. Te quiero amiga y me da gusto verte FELIZ!
Por aquellos tiempos dónde la mejor confesión fue tomando café en algunos Samborns!

Gloria

C.Bryant dijo...

Confieso que hace tiempo no me confieso,en mi lugar lo mejor en mi caso es hablar sólo en el interior de la iglesia católica y que Sólo Dios me escuche...los demás son igual que yo.
Un fuerte abrazo y saludos

Mafalda Libertad dijo...

Y qué curioso, otra vez coincidimos...

Que por falta de tiempo no había escrito y no me he revisado nada de mis habituales! Decidí escribir lo que me diera la mano escribir y luego de postear, me vine a leerte, a ver si habáis escrito... y me encuentro esto...

Qué te puedo decir? que entre tus confesiones y mi vagabundeo andamos igual?

Besos muchos de parte de la mujer de los ojos enormes en su casita nueva!